Amaya Arzuaga recibe el Premio Nacional de Diseño de Moda 2013

La diseñadora burgalesa Amaya Arzuaga recibió ayer el premio nacional de Diseño de Moda, correspondiente al año 2013, en un acto presidido por los reyes de España, don Felipe y doña Letizia, y el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert. La entrega del galardón tuvo lugar en el Palacio del Pardo.


El premio reconoce los 20 años de actividad creadora de Amaya Arzuaga. La modista recibió el diploma de las manos de don Felipe por saber seguir «el camino que lleva a la elegancia suprema de la mano de la sencillez», según explicó en su intervención el ministro. Wert también destacó la capacidad de la modista para reinventarse «contribuyendo con sus ideas a recrear en la corporalidad personal un lugar en el que el vestido sirve de nexo natural y versátil entre la forma y su función».
La creadora sostuvo que el premio es «un motivo para, en tiempos un poco complicados, seguir adelante y superarse cada día». Y, con su timidez habitual, bromeó acerca de las palabras del ministro en alusión a sus creaciones, asegurando que fue «demasiado generoso».
La diseñadora lermeña se integra así en una lista de premiados de primera línea como Manolo Blahnik (2012), Elio Berhanyer (2011), Paco Rabanne (2010) y Manuel Pertegaz (2009). Un premio cuyos candidatos son propuestos por los miembros del jurado que este año estaba presidido por el director general de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas, Jesús Prieto, y que está dotado económicamente con 30.000 euros. «Es la primera vez que me ha tocado un premio con dotación económica» reconoció quién ya tiene una Medalla de oro al mérito en las Bellas Artes (2005), Primer Premio Cibeles, Arte de Vivir ó Empresaria joven de Expansión.
20 años de trabajo en los que ha apostado por aunar en su ropa «creatividad y vanguardia, pero que a la vez te las puedas poner». Desde el principio optó por su presencia en los mercados internacionales pero «sigo trabajando en Lerma, tengo el taller desde donde sale la colección pero sin perder la perspectiva de un mundo global». Su propuesta pasa por «ir a los principales centros de moda». Así es de las pocas diseñadoras españolas que tiene desfile fijo en París, donde el pasado mes de octubre presentó su séptica colección en la capital francesa. También es un fijo en Madrid con AA. Y se pasea regularmente por ferias internacionales en Nueva York, Londres o Milán. Su nueva parada serán los mercados emergentes. «Hay mucho esfuerzo logístico, económico pero el objetivo es que tu ropa esté en cuantos más tiendas mejor», aseguró. Desde su taller de Lerma, donde mantiene 23 puestos de trabajo directos, ha conseguido posicionarse en más de 200 puntos de venta.

Gente en la conversación

Comentarios (2)

  • Nicanor

    Enhorabuena.

  • Fidel Gutiérrez

    Enhorabuena y felicidades Amaya. Y darte al mismo tiempo las gracias y reconocimiento por ser una gran embajadora de nuestra Villa Ducal.

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
Sus comentarios están sujetos a moderación por un administrador.
terminos y condiciones.